Portal oficial del Gobierno de Puerto Rico 

Un sitio web oficial .pr.gov pertenece a una organización oficial del Gobierno de Puerto Rico.

Los sitios web seguros .pr.gov usan HTTPS, lo que significa que usted se conectó de forma segura a un sitio web.

Buscan mejorar la calidad de vida de los adultos mayores

Buscan mejorar la calidad de vida de los adultos mayores
21 de junio de 2022

La población de adultos mayores en Puerto Rico ha ido en aumento como, por ejemplo, para el 2019, la cantidad de personas mayores de 60 años alcanzó la cifra de 888,786, lo que significa un aumento de 128,711 en comparación con 2010, que fue de 760,075, según las estadísticas del Departamento de Salud. Dicho estudio destacó que son varios los factores que provocaron estas cifras, tales como la baja natalidad y la emigración de jóvenes en los últimos cinco años.


Con este panorama, y reconociendo que esta población tiene mucho que aportar, el gobierno de Puerto Rico ha desarrollado diferentes iniciativas en beneficio de los adultos mayores.

“El 60 % de nuestra población tiene 60 años o más, a esto se añade que, por años, las edades de retiro en el gobierno de Puerto Rico y sus corporaciones públicas eran a los 55 años. La realidad es que a esa edad las personas todavía son altamente productivas. A su vez, la generación de adultos mayores actual (baby boomers) no contamos con las destrezas que requieren los tiempos, es evidente que nos hace falta adquirir destrezas actualizadas que nos permitan insertarnos al mercado laboral actual, destrezas en tecnologías, idiomas, automatización, ventas y mercadeo, que son de alta demanda. Para atender esta necesidad, el DDEC cuenta con el Programa de Desarrollo Laboral (PDL), que tiene como objetivo proveer herramientas a las personas para que puedan encontrar el empleo que desean”, mencionó Manuel Cidre Miranda, secretario del Departamento de Desarrollo Económico y Comercio (DDEC).

“El Programa de Desarrollo Laboral está encargado de atender las necesidades de aquellas personas que tienen una barrera a la hora de conseguir un empleo. Cualquier tipo de población, ya sea adultos mayores o jóvenes, puede formar parte del programa y ayudar a reducir la dependencia de asistencia pública y desarrollar la productividad de Puerto Rico”, indicó, por su parte, Jenny Mar Cañón Feliciano, directora del PDL.

El PDL ofrece diferentes adiestramientos, tales como consejería, asesoramiento y asistencia en la planificación de una carrera. Además, brinda herramientas para participar de entrevistas de trabajo como, por ejemplo, actualizar el resumé, asistencia en la redacción de cartas de presentación, internet y fotocopias, entre otras. Para proveer estos servicios, el PDL se nutre de fondos que otorga la Ley de Oportunidades y de Innovación de la Fuerza Laboral (WIOA, por sus siglas en inglés).

“Todos aquellos participantes que estén interesados en recibir adiestramientos en destrezas que quieran desarrollar, pueden ir a cualquiera de nuestros 15 Centros de Gestión Única (CGU) que están en toda la isla y recibir estos servicios libre de costo”, expresó Cañón Feliciano.

Agregó que las personas interesadas pueden acceder a la página web del Departamento (ddec.pr.gov), donde podrán encontrar un mapa con la dirección de los centros que pueden visitar.

Algunos de los pueblos donde ubican estos centros son Ponce, San Germán, Caguas, Humacao, Coamo, Fajardo, Carolina, San Juan, Barceloneta, Arecibo, Aguadilla, Bayamón, Guaynabo y Guayama.

“Nosotros impactamos a todos los ciudadanos de Puerto Rico que tengan algún impedimento o barrera para conseguir un empleo, que es el único requisito para ser parte del programa”, añadió la directora del programa.


De acuerdo con Cidre Miranda, otro de los beneficios del PDL es que no solo va dirigido a las personas que buscan empleo, sino también a los patronos.

“Este programa cuenta con un sinnúmero de fondos para readiestrar a la plantilla laboral de los patronos. Así que esto es un llamado al patrono que tiene una responsabilidad con sus empleados, como unas mejores condiciones de empleo que incluyen mantenerlos actualizados. Con este programa, una empresa puede firmar un acuerdo y proveer un adiestramiento por dos años a su plantilla laboral”, explicó el secretario del DDEC.

Más oportunidades para emprender

En esa misma línea de ayudar a los adultos mayores a emprender, el DDEC también cuenta con el Programa de Desarrollo Artesanal, que capacita a las personas para que se conviertan en artesanos.

“Históricamente, el programa artesanal del departamento es una oficina que no solo promueve las ferias, también promueve la capacitación, fomenta el aprendizaje de las artesanías. En las distintas ferias que se realizan en San Juan o en Ponce, se ofrecen talleres para capacitar a futuros artesanos. De esos, la gran mayoría son adultos mayores que después de retirados decidieron aprender estas destrezas”, aseguró Cidre Miranda.

De manera anecdótica, el secretario del DDEC comentó que conoció a una señora en una feria de artesanías en Ponce, que estaba tomando un taller de mundillo. Le preguntó desde cuándo sabía hacerlo y ella le respondió que se percató que lo sabía hacer cuando tomó el taller.

“Esa señora hacía unos trabajos espectaculares. Lo que sucede es que muchas veces tenemos destrezas que ni uno mismo las conoce. También conocí a don Pedro que era mensajero en las agencias de gobierno y ahora tiene una empresa de gestoría, hace diligencias y cobra por eso. En el Puerto Rico de hoy día, donde tenemos una tasa de desempleo tan baja, el empleo del adulto mayor es medular para salir adelante”, enfatizó el secretario del DDEC.


Los interesados en participar en este programa también pueden hacerlo por medio del Centro Único de Servicios (CUS), que provee apoyo técnico y asesoría sobre gestión de permisos y regulaciones, servicios de consultoría para establecer o expandir un negocio, orientación sobre incentivos económicos disponibles, información sobre fuentes de financiamiento a nivel estatal y federal.

“Los Centros Únicos de Servicios son el lugar donde el adulto mayor que sueña con tener algún negocio puede orientarse sobre los permisos que necesita, los incentivos que le aplican, y toda la información que lo conduzca a que ese sueño se materialice”, añadió Cidre Miranda.

Las personas que deseen adquirir más información, además de visitar la página del DDEC, pueden llamar al 787-758-4747, extensión 3378.

“El ocio es el amigo mayor del envejecimiento, si nos mantenemos activos retrasamos la vejez. Por eso, invito a los adultos mayores a que hagan lo que les gusta, si no tienen necesidad económica, que se entretengan porque una mente entretenida es una mente productiva”, puntualizó el secretario.

Ofrecimientos nutricionales y médicos

Por su parte, el Departamento de la Familia (DF) también cuenta con iniciativas para que la población de adultos mayores tenga mayor calidad de vida por medio de sus Centros de Actividades Múltiples.

“Los Centros de Actividades Múltiples son para personas de 60 años o más. Allí comparten con sus pares, ya sean personas de la misma edad o con vivencias similares, mientras reciben atención y servicios para contribuir a su bienestar. Proveemos transportación, nutrición, servicios de salud, servicios sociales, lavandería, actividades de socialización y educación. Hay nueve centros en Puerto Rico en los municipios de Aguada, Aguadilla, Arecibo, Bayamón, Cidra, Guayama, Juana Díaz, Lares y Yabucoa”, detalló la secretaria del DF, Carmen Ana González Magaz.


La secretaria adelantó que, próximamente, estos centros contarán con tabletas y computadoras para capacitar a los adultos mayores en las tecnologías digitales y que puedan, entre otras cosas, comunicarse con sus familiares para que no se sientan aislados.

González Magaz estimó que alrededor de 327 adultos mayores se benefician de estos centros. Los interesados pueden solicitar los servicios a través de la línea de orientación al 787-977-8022.

Con miras a proveerles una mejor nutrición, el DF tiene un acuerdo con el Departamento de Agricultura para promover el acceso de productos agrícolas locales en los mercados familiares donde los participantes del Programa de Asistencia Nutricional (PAN), y el público, puedan hacer sus compras. Esta alianza establece, además, una asignación financiera para que los adultos mayores en distintos municipios puedan adquirir los productos. Estos incentivos se repartirán en 40 pueblos mediante dos cheques de $20 cada uno.

“La expectativa de vida de los adultos mayores ha aumentado y sabemos que estas personas tienen mucho que proveer desde una definición de personas activas. Así que estos programas van dirigidos a ellos como unas personas que tienen las competencias para seguir proveyendo conocimiento a las generaciones futuras”, apuntó la secretaria.